"En Clínica Dental Luis Miguel Ruiz ofrecemos tratamientos actuales y de calidad de todo tipo. Realizamos un servicio basado en el buen hacer, la profesionalidad y la empatía con nuestros clientes, recibiendo cada uno de ellos un trato personal e individualizado."

Los dentistas colaboran en la promoción y cuidado de la salud cardiovascular

Posted by on in Blog, Noticias | 0 comments

Los dentistas colaboran en la promoción y cuidado de la salud cardiovascular

Cada vez es mayor el número de evidencias que relacionan las enfermedades bucodentales, caso de la periodontitis o ‘enfermedad de las encías’, con las patologías cardiovasculares. Por ejemplo, ya se sabe que la bacteria ‘Porphyromonas gingivalis’, además de causar directamente la enfermedad periodontal, altera la expresión génica de las proteínas implicadas en la activación de la inflamación y, por tanto, en el desarrollo de la aterosclerosis. Tal es así que, de manera similar a como ocurre con la diabetes, la consulta del dentista se presenta como un lugar idóneo para promover la salud cardiovascular e, incluso, para detectar a las personas en riesgo de desarrollar una enfermedad cardiovascular o que, sin saberlo, ya la padecen. Por ello, la Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA) y la Sociedad Española de Cardiología (SEC) han puesto en marcha, con la participación de la Fundación SEPA de Periodoncia e Implantes Dentales, la Fundación Dental Española (FDE) y la Fundación Española del Corazón (FEC), un curso online para formar a los dentistas de todo el país sobre cómo promover la salud cardiovascular en la consulta dental. Una iniciativa pionera no solo en España, sino en toda Europa.

Como explica Blas Noguerol, patrono de la Fundación SEPA, «en una clínica dental media se podría detectar al menos un paciente diabético no diagnosticado al año y entre dos y cuatro prediabéticos. Además, se podrían detectar unos tres pacientes hipertensos no diagnosticados o inadecuadamente controlados. Esto refleja el papel del dentista como agente clave en la detección del riesgo cardiovascular».

No en vano, como recuerda Manuel Anguita, presidente de la SEC, «la consulta dental no deja de ser, salvando las diferencias, una especie de servicio de Atención Primaria de Salud, al que acuden personas sanas con problemas bucodentales y también otras que, muchas veces sin saberlo, presentan alteraciones de salud que van más allá de la cavidad oral. De hecho, los dentistas pueden jugar un papel similar al que tienen los médicos generales en lo que respecta a la labor de prevención y detección de enfermedades».

Salud cardiovascular

El curso, enmarcado en el proyecto ‘MimoCardio-Cuida tus Encías’ de SEPA y la SEC para mejorar y potenciar la comunicación entre los médicos y los dentistas con objeto de sensibilizar a la población en la promoción de la salud bucodental y general, muy especialmente cardiovascular, cuenta con la colaboración de VITIS y Perio AID y será, al menos en su primera edición –ya hay cuatro programadas para 2018 y cinco para 2019–, totalmente gratuito.

Concretamente, el objetivo es que, como mínimo, hasta un 20% de los más de 36.000 dentistas colegiados que ejercen en nuestro país hayan realizado el curso en 2020. Y para ello, la iniciativa será canalizada por el Consejo General de Dentistas de España y sus 52 colegios profesionales.

Cuando el dentista realiza un tratamiento periodontal está reduciendo simultáneamente el riesgo cardiovascular del paciente

Como destaca Adrián Guerrero, presidente de SEPA, “con esta iniciativa no solo se pretende proveer a los profesionales de la Odontología de una información básica para que puedan atender correctamente las particularidades y demandas especiales que pueden tener los pacientes con enfermedad cardiovascular que acuden a la consulta dental, sino que, aún más importante, se ofrece a dentistas conocimientos y herramientas para que puedan detectar precozmente factores de riesgo cardiovascular y promover hábitos de vida saludables. No cabe duda de que la clínica dental es un espacio de salud ideal para activar acciones de prevención primaria, tanto en el ámbito dental y periodontal como en el de la salud general”.

Es más; los organizadores también prevén que el curso se amplíe en el futuro a los cardiólogos, en este caso incidiendo en conocimientos esenciales sobre enfermedad periodontal y su posible impacto en la aparición, desarrollo y complicación de algunos eventos cardiovasculares.

Más allá del cuidado bucodental

Las personas con una mala salud bucodental tienen un mayor riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular, hasta el punto de que padecer enfermedades en las encías aumenta en un 25-50% las probabilidades de desarrollar una patología cardiovascular y, por ende, de padecer un infarto o un ictus.

Como concluye Adrián Guerrero, «la periodontitis es un factor de riesgo para desarrollar enfermedades cardiovasculares. Por ello, cuando el dentista realiza un tratamiento periodontal está reduciendo simultáneamente el riesgo cardiovascular. Y si a esto le sumamos la labor que podemos jugar en la promoción de hábitos de vida saludable y la eliminación de hábitos nocivos, caso del tabaquismo, el impacto sobre la salud periodontal, cardiovascular y general es muy relevante».

 

Fuente: https://www.abc.es/salud/sepa/abci-dentistas-colaboraran-promocion-y-cuidado-salud-cardiovascular-201803020930_noticia.html

Leer Mas

Un implante de la Prehistoria: ¿Quién fue el primer dentista?

Posted by on in Noticias | 0 comments

Un implante de la Prehistoria: ¿Quién fue el primer dentista?

La gran responsabilidad que supone ser padre conlleva que nos vengan a la mente centenares de preguntas. Una de ellas es cuándo deberíamos llevar a nuestro hijo por primera vez al dentista. Si hace unos años se consideraba que la primera visita debía hacerse cuando al niño le habían salido todos los dientes de leche, hoy los expertos recomiendan cuidar de su salud bucodental desde el primer día, aún sin haber erupcionado ningún diente.

«La Academia Americana de Odontología Pediátrica recomienda hacer la primera visita cuando el niño haya cumplido su primer año de vida. El primer diente suele aparecer a los seis meses, y aunque al año aún no los tenga todos, es importante llevarlo al dentista desde el principio», explica Mireia Alcaraz, Odontóloga de ADE Clínica Dental.

Las razones, según Alcaraz, son varias. En primer lugar, es vital seguir los consejos personalizados del dentista, porque los niños con unos dientes sanos mastican mejor los alimentos, aprenden más fácilmente a hablar y vocalizar correctamente, y sonríen con más seguridad. Todo esto contribuye a mejorar notablemente su calidad de vida.

Además, las primeras visitas generalmente consistirán en una exploración de encías y dientes. Si, en cambio, esperamos a llevarlo hasta que tenga una dolencia, nuestro hijo podría desarrollar miedo al dentista, asociándolo al dolor y a esa mala experiencia. Por ello, es muy importante que exista buena relación entre el niño y el profesional desde el primer día.

En cuanto a la frecuencia de las revisiones, los expertos recomiendan establecer una visita anual, salvo detectarse algún tipo de anomalía o enfermedad en dientes o encías.

El papel de los padres

Los primeros dientes de leche suelen aparecer sobre los seis meses de vida. Son muy importantes para la estructura bucal y facial, y marcarán la posición de los dientes permanentes. Cuidarlos es fundamental para el correcto desarrollo del lenguaje y la autoestima, además del riesgo que conlleva para la dentadura permanente que el niño tenga caries en sus dientes de leche. Los datos, según el Consejo General de Dentistas, son preocupantes: un 33% de los menores de 5 años padece caries.

Por ello, los odontopediatras recomiendan a los padres adquirir unos buenos hábitos desde el primer día. Antes de la erupción de los primeros dientes, se les aconseja limpiar las encías del bebé con gasas o dedales de silicona, principalmente tras la toma de la noche, para evitar que restos de alimento queden depositados, afectando su buena salud bucodental. Una vez empiecen a salir, es importante que la higiene bucal se haga tanto por la mañana como por la noche, limpiando dientes, encías, lengua, mejillas y paladar.

Además, con el tiempo es fundamental que los padres inculquen a sus pequeños los buenos hábitos de higiene bucodental, creando un patrón de cuidado que los acompañará el resto de su vida, para prevenir posibles afecciones, corregir malas costumbres y supervisar su técnica de cepillado.

Fuente: http://www.abc.es/familia/vida-sana/abci-cuando-deberia-llevar-hijo-primera-dentista-201711241513_noticia.html

Leer Mas

Cómo afecta una caries o un problema periodontal a tu rendimiento deportivo

Posted by on in Noticias | 0 comments

Cómo afecta una caries o un problema periodontal a tu rendimiento deportivo

 

Hoy en día el 19,5% de la población practica deporte diariamente, mientras que el 46,2% lo hace una vez a la semana. Estos datos del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte desvelan la importancia de las prácticas deportivas en nuestra sociedad. Pero para poder seguir este ritmo, es condición sine qua disponer de buena salud, sin olvidar o menospreciar una completa higiene dental.                                                                                                             ¿Imaginas que un deportista no pudiera disputar una gran final por culpa de un dolor de muelas? Atletas, ciclistas, tenistas e incluso futbolistas han tenido que renunciar a alguna cita importante por problemas bucodentales que podrían haberse evitado. El deporte supone una mayor exigencia para el organismo, por lo que este debe estar en perfectas condiciones para rendir al máximo. Sin embargo, el control de la salud bucodental de los deportistas es uno de los aspectos menos atendidos.                                                                Cuando un deportista padece una lesión, es muy frecuente que se busque el origen del problema en la zona afectada, sin embargo, si tras un examen de la zona no se encuentra una solución, no queda otro remedio que realizar un análisis más profundo.            “Lo ideal sería que antes de comenzar la temporada, los deportistas se sometiesen a una revisión bucodental que permitiese posteriormente un seguimiento rutinario. De esta forma se podría minimizar al máximo este tipo de dolencias, que posteriormente se ven reflejadas en un menor rendimiento deportivo”, asegura Gustavo Camañas, miembro de la Comisión Médica de Vitaldent.

Tener una boca sana es básico para garantizar la salud general de una persona; pero para los deportistas el cuidado de su salud bucodental cobra especial importancia. Y es que una simple caries o un problema periodontal, puede afectar notablemente a su rendimiento.

Los problemas bucodentales más frecuentes

  • Traumatismos dentales: Aunque la creencia es que los deportes de contacto, tales como el boxeo o el rugby, producen más traumatismos dentales, la realidad es que no. Y es que en este tipo de deportes se suelen llevar protectores dentales obligatorios para prevenir cualquier posible impacto en la boca.

Es en otros deportes, como en el fútbol, el balonmano o el baloncesto, donde más fracturas dentales se producen por colisiones y golpes, ya que la mayor parte de estos deportistas juegan sin protectores bucales.

  • Bruxismo: Los deportistas suelen tener picos de actividad más alta e intensa donde es necesario que den el 100% de ellos mismos y en muchas ocasiones, esto conlleva que, de forma involuntaria, aprieten los dientes.

Además, el estrés que provoca la competición puede causar al deportista bruxismo, provocándole, no solo el desgaste de las piezas dentales, sino dolores de cabeza y complicaciones musculares que influirán en su rendimiento.

  • Caries y desgaste dental: La deshidratación o la ingesta de productos ricos en glucosa y bebidas isotónicas pueden favorecer la aparición de caries, lo que puede provocar un mayor número de lesiones musculares. Además, en algunos deportes con contacto continuo con agentes químicos de las piscinas, como la natación o el waterpolo, se produce un mayor deterioro de las piezas dentales.
  • Dolencias articulares y musculares: Nuestra boca está llena de bacterias. Si no limpiamos los dientes con regularidad, la placa se acumula y las encías se enrojecen, se inflaman e incluso pueden llegar a sangrar. Esa infección se disemina a través de la boca por el torrente sanguíneo, afectando a los músculos y las articulaciones del deportista.
  • Barodontalgia: Los deportistas sometidos a grandes cambios de presión ( submarinistas, montañistas, pilotos…) pueden padecer dolor de dientes por los bruscos cambios de presión.

Fuente: https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2017-11-01/salud-dental-deporte-afecta-caries-vitaldent-bra_1469070/

 

Leer Mas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies